sábado, 13 de junio de 2009

Noche insoportable y agresión a vivienda

En la Madrila la noche del jueves fue terrible. La del viernes igual o peor. En el bar La Cuerda se daba un concierto en directo, en la puerta del bar Tubos se peleaban unos "primos", en el bar Tacones se escuchaba desde las viviendas y desde la calle el "pum, pum", mientras los vecinos que querían dedicar su tiempo de ocio a descansar y dormir no podían hacerlo. Si cerrabas las ventanas para amortiguar el ruido de la calle, te asfixiabas de calor, y además continuaba el "pum, pum" del bar que a cada uno nos "corresponde" debajo de nuestras casas, puesto que no hay bloque que se libre de su cuota.
A eso de las ocho de la mañana, la cosa continuaba, y algunos de esos energúmenos que nos visitan, para añadir más sufrimiento a los residentes, arrojaron una botella de tequila "DESPERADOS" al cristal de la ventana de una vivienda, y un trozo de plomo a la pueta de cristal del edificio, resultando ambos rotos.
En unos días de un calor insopotable, el consejo policial para evitar tales agresiones es: "Lo que tiene usted que hacer es bajar la persiana". Es la nada como principios o el principio hacia la nada.

¡Cáceres ciudad cultural 2016! ¿De qué?



Restos de la botella de tequila, en el interior de la vivienda.


Cristal roto de la ventana.


Cristal de la puerta de acceso al edificio también roto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada